31 de julio de 2011

Harry Potter, el niño que sobrevivio


Finalmente ayer termine la releída del último libro de Harry Potter:
"Harry Potter y las Reliquias de la Muerte"

Como había prometido hace un tiempito, acá les dejo mi irreflexión final, sin spoilers:

Mi viaje por el mundo de Harry y sus amigos no empezó con los libros.
Vi la 1º película, la 2º y la 3º.
Realmente, no me gustaron mucho.
Las veía como simples películas de entretenimiento infantil.

En la 4º película algo paso, algo me llamo la atención.
No se que fue en verdad, pero algo interesante se estaba empezando a gestar. No por casualidad, sucede la primer muerte significativa.


Y entonces vi la 5º ... y todo venía normal, nada raro sucedía... de pronto PUM!
Algo pasa en la esta película (los que me conocen ya deben imaginarse por donde viene la mano) y se produce un antes y un después en la historia de Harry, en el clima general de la saga y en mi relación con todo eso.

Ahí es cuando empiezo a buscar los libros.
Ya mas o menos veía por donde venia la mano. Sabia que los primeros 3 libros eran muy infantiles, pero también eran los mas cortos.

En Febrero del 2008 empecé a leer el primer libro.
Para mi sorpresa, los primeros 3 libros los leí en un mes y medio ... y no me resultaron tan infantiles! son una introducción y sirven como base de toda la historia.
Me asombre de la cantidad de detalles que se pierden en una película, cosas que pasan en los libros y que deben ser eliminadas en la película, por un tema de tiempo y otras que parecen sin importancia (pero al final serían fundamentales).

Corría el mes de Abril y yo iba terminando el 4º libro y cada vez me ponía más insoportable con los detalles que faltaban en las películas. Me indignaba que no le dieran importancia a historias como la de los "Elfos domésticos" ... pero bueno, es entendible, no se pueden hacer películas de 3 horas.

... a medida que pasaban los libros, aumentaba el numero de paginas ... y aumentaba el ritmo de lectura.

Mayo ... 5º libro y me puse al día con las películas.

Junio ... 6º
Ya era una lectura maratónica. Cada ratito libre, agarraba mi libro y leía un poco mas.
Ahora era todo nuevo. Me imaginaba como seria en la película, pero mas que nada, quería saber como iba a termina la historia.
Y tal vez por eso es uno de los libros mas flojitos (y la película también) porque es el momento de transición. Literalmente es el momento en que se va todo al recontra carajo, y sólo resta esperar que pase la ola.

Agosto, 7º y FINAL!
Podrían haber sido 2 libros. Podrían, pero cada libro es un año en la vida de Harry y no hubiera sido fiel a la idea inicial.
Pasan muchas cosas. Cosas muy adultas, problemas que ya no corresponden a los niños de 11 / 12 años de los primeros libros. Problemas muy complejos.
Hubo momentos en los que dejé de hacer otras cosas, llegué tarde a lugares o simplemente perdí la noción del tiempo por leer uno o dos capítulos más.
Otros momentos en los que cerré el libro, y durante unos días pensaba en lo que había pasado.

Y el final es el final.
¿Podría haber sido de otra manera? Si...
¿Podría haber sido mejor? No creo, es el final que debía tener la historia.

Debo confesar que en dos o tres momentos, se me escapó una lágrima.
Es muy fácil conectar con lo que va pasando en el libro, ya que la forma es que se van sucediendo las cosas y cómo te sorprendes.

Con respecto a la película... es correcta y fiel al libro.
Por supuesto que se queda a mitad de camino en lo que genera en el espectador a comparación con el libro. No por eso dejé de emocionarme en los mismo momentos, aún sabiendo lo que iba a pasar.



En definitiva:
Lean los libros, miren las películas y disfruten de un mundo genialmente brillante que logró crear la autora J. K. Rowling

No hay comentarios. :

Publicar un comentario